Fundamentos

Como colegio hemos podido ver que el entorno familiar y las experiencias cotidianas de los niños en sus casas, inciden en la labor formativa en la sala de clases. Por eso creemos que es fundamental estar permanentemente alineados con los padres, manteniéndonos atentos a sus necesidades y entregándoles apoyo en todo lo necesario, para que la formación de los niños cobre sentido y sea exitosa. En definitiva, la idea es que colegio y hogar trabajemos en conjunto en la difícil tarea de educar a nuestros niños y jóvenes.